Tipos de llaves más comunes

Llave estándar, de serreta o dientes

Una llave estándar es el tipo más corriente de llave. Se sujeta en vertical y se introduce en el cilindro.

Una serie de pistones de levantan alineándose con los dientes y las muescas presentes en la llave.

Si la llave que se introduce es la correcta, la longitud de los pistones corresponde a la establecida para permitir la rotación del cilindro que, a su vez, acciona el mecanismo que permite abrir la puerta.

Llave plana o de puntos

Se distingue de la llave estándar por que se introduce en horizontal.

La codificación no se realiza por medio de dientes y muescas, sino por medio de pequeños orificios de diferente profundidad realizados en la sección de la llave.

 

Llaves de doble paletón

Una llave de doble paletón es muy parecida a una llave para uso doméstico o a una llave para coche, salvo por la presencia de dos filas de dientes, una superior y una inferior.

Se introduce en el interior de la cerradura y acciona directamente el dispositivo de desplazamiento de la palanca.

 

Llave Maestra

Una llave Maestra o Master Key sirve para abrir varios cilindros diferentes (set de cerraduras).

Estos disponen, además, de llaves específicas que, sin embargo, no pueden abrir ninguno de los demás cilindros que se pueden abrir con la llave maestra.

Dichas cerraduras disponen de un segundo set de componentes (idéntico para todos los cilindros) que son accionados solamente por la llave maestra.

En algunos casos, grandes organizaciones pueden tener “grandmaster keys”, que abren las cerraduras que pueden ser abiertas por llaves maestras diversas.

 

Llave Electrónica

Son llaves programables con electrónica en su interior. Pueden ser de programación (no están codificadas) o de usuario.

Nos permiten un control de acceso total y pueden abrir por proximidad.

 

 

¿Existen llaves que no se pueden copiar?

No. Realmente todo se puede copiar. Existen llaves con duplicaciones controladas y perfil patentado, lo que dificulta en gran medida su copia, haciéndola casi imposible.

La duplicación controlada nos asegura que solamente podrán ser copiadas presentando la tarjeta de propiedad para tutela y protección del vendedor y del usuario.

El perfil patentado garantiza que nadie, salvo el fabricante, podrá fabricar esa llave. Es importante que en la patente se refleje la fecha de caducidad, para asegurar que no puedan ser copiadas con el paso del tiempo.

Su código de llave debe ser registrado por el vendedor como garantía de control contra duplicaciones no autorizadas. Esta llave solo podrá ser duplicada por el fabricante o en los centros autorizados. Este código se encuentra en la tarjeta de propiedad que acompaña a los cilindros de alta seguridad.